Pinturas, ponchos y aperos evocan el mundo gaucho